CONVERSIÓN…

Ojeando una revista me encuentro con la terapia de conversión, concretamente conversión sexual, algo que usan y no lejos de aquí.  Por supuesto que ya han hecho un escrito pidiendo que se paralice. Con la terapia de conversión sexual, transforman tu sexualidad, pero claro no cualquier sexualidad sino la de las personas homosexuales, con tal de disminuir esos deseos o pulsiones.

Supuestamente utilizan diversas técnicas y terapias, que bajo mi punto de vista, no comparto en absoluto. Para mí, que hacen más daño que otra cosa, por emplear palabras finas. Pero ya digo que es mi humilde opinión y como tal, no todo el mundo puede coincidir. Puede ser que, cuando amigos homosexuales te cuentan sus vivencias, te hagan ser más empático y no veas la homosexualidad como algo para cambiar, faltaría más.

En serio que volvemos a la falta de respeto por no tener la orientación sexual de la mayoría. De verdad, no vamos a tener en cuenta el amor que puede tener mi amigo Juan por Pedro y además tengo que verlos como personas con trastornos mentales. Y encima, he de preocuparme cuando va de viaje a determinados lugares del mundo, no sea que le maten o hagan terapia de conversión.

En pleno siglo XXI hay de todo, como en el siglo XX, o en el XIV. Ahora se sienten más libres, menos estigmatizados, a pesar de haber intentos por menospreciar a la persona y sus gustos sexuales. En vez de terapia de conversión, podría ser adecuado proporcionar información sobre qué es la orientación sexual, la identidad y la expresión de género. No todo el mundo lo tiene claro, como tantos otros, que confunden género y sexo. Y ya sabemos que la ignorancia proporciona momentos de violencia y poco respeto por las personas.

conversion

pixabay.com

La orientación sexual, hace referencia a la atracción que sentimos hacia otros, que puede ser sexual, emocional, afectiva, etc. Sexo hacia el cual la persona se siente atraída.

La identidad sexual, es la percepción que tiene la propia persona en cuanto que es hombre o mujer. Está relacionada con la apreciación de los rasgos físicos de su cuerpo y ese sentimiento de pertenencia a un sexo o a otro.

La expresión de género es la manera en la que cada persona manifiesta su sexualidad ante la sociedad, modo de pensar, actuar, etc.

Dejemos de convertir a las personas en lo que no quieren, respetemos sus gustos, que pueden o no gustarnos, que pueden costarnos más o menos entender, lo que sienten o porqué piensan así. Lo que hay que tener claro es que son personas igual que nosotras y la terapia de conversión podría ser de consideración o tolerancia. Dejemos los estereotipos a un lado,  que inundan nuestra vida heterosexual, homosexual o bisexual.

Proporcionemos apoyo familiar, social, y el del grupo de  iguales, mostrando la realidad existente a los que habitamos el mundo. Puede ser que estas personas tengan problemas o dificultades, pero igual que los demás, para nada son enfermos. Que levante la mano quien tenga un funcionamiento psicológico  correcto “full time”. Yo no.

Espero no leer más de esto en una larga temporada, o nunca.

Anuncios

17 comentarios en “CONVERSIÓN…

  1. carlos dijo:

    Voy a decir algo que puede sonar inconveniente. En ésta sociedad humana, desarrollada, y progresista, cualquiera que sea distinto o diferente, lo mejor que puede hacer, según mi experiencia, es disimular su estado. Lo que no quita que reivindique el derecho que todos tenemos a vivir en paz. Y me extiendo un poco más, conviene ocultarse, sea porque se alcanza un CI de 170, se padezca una deficiencia mental, se tenga un cromosoma repetido, tener características LGTB. Cuestiones todas ellas origen de graves discriminaciones y sostenido sufrimiento. Un beso.

    Le gusta a 1 persona

  2. @lidiacastro79 dijo:

    Totalmente de acuerdo contigo, Rubia! Es inconcebible que a día de hoy exista esa terapia o hsya un autobús rondando por ahí transmitiendo un mensaje de odio hacia una parte de la sociedad que se sienten agredidas continuamente. En fin… Tenemos mucho que evolucionar todavía!
    Un saludo

    Le gusta a 2 personas

  3. ragdoll54 dijo:

    Yo creo que de se deberían eliminar esas etiquetas de forma tajante. Son solo aspectos de una personalidad. Igual que a una persona le puede gustar la fiesta, y a otros no, a algunas personas les gusta compartir su vida con personas con su mismo sexo y otras no. Es cuestión de gustos, y de cómo la persona experimenta el amor que todos consideramos normal. ¿Para qué calificarlo de forma diferente? Es amor al fin y al cabo.
    Por supuesto, coincido contigo en que no es una enfermedad y que para nada hay que cambiar la orientación sexual de una persona, no es malo.
    Besitos!

    Me gusta

Si te apetece comentar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s