PENDIENTE…

pixabay.com

pixabay.com

A veces pasan los días, se hacen muchas actividades pero parece que no se ha hecho nada. Al echarse uno en la cama y hacer el resumen del día se compruebe que ha culminado lo acordado previamente, o al menos en su mayoría, aunque se tiene la sensación de haber actuado como un autómata y sin haber hecho demasiado.

Te levantas, te dedicas a las obligaciones, a los añadidos, vas a trabajar, continúan las obligaciones. Buscas un rato de dispersión, de no hacer nada y tu voz interior aparece diciéndote que falta algo, no sabes el qué, pero algo falta, algo se ha ido ” de viaje” y aún no ha regresado. Sacas tiempo de donde no lo hay, dejas todo en orden, atendido, pero sigue la sensación de  estar perdido en un laberinto, a pesar de saber dónde está la salida.

Tu cuerpo empieza a comentarte que tus tareas van bien, pero debes tomar un atajo, de vez en cuando, no ir por el camino largo. Tu cara te habla de que necesitas unos estímulos menos excitantes, los ojos aparecen rojos, escondiendo la nitidez, que debieran mostrar y tu mente te pide reordenar todo lo que tienes en esos cajones, porque andan un poco descolocados.

Tal vez los días de vacaciones atenúen esas sensaciones y hagan que el cuerpo vaya en línea recta a los destinos, la cara muestre señales de sosiego, los ojos luzcan luminosos y la mente esté acomodada a las situaciones. O esos días de vacaciones, de repente, se vuelvan de obligado cumplimiento, por prescripción médica. Toca organizar para vacaciones…

Anuncios

7 comentarios en “PENDIENTE…

Si te apetece comentar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s